Foto MLP - Operadora PALA 01

MUJERES EN MINERA LOS PELAMBRES: MACARENA ROZAS, LA VILEÑA QUE SE CONVIRTIÓ EN LA PRIMERA MUJER EN OPERAR UNA PALA DE CARGUÍO

“Los sueños se hacen realidad”, es la frase que aplica con justicia en
la vida de Macarena Rozas, una vileña que, con base en una familia en la que su papá es pescador y
su mamá, dueña de casa, se convirtió hace pocos días en la primera mujer en operar una pala
eléctrica de carguío en Minera Los Pelambres, un equipo que supera los 21 metros de altura y las
430 toneladas de peso. Para que se haga una idea, llegar a la cabina de este equipo es equivalente
a subir cuatro pisos y es el más grande que se encuentra en la minería.
Pero toda historia tiene un comienzo. Macarena inició la travesía el año 2011, cuando ingresó al
programa “Aprendices”, iniciativa de Minera Los Pelambres que permite formar a talentos locales
para la operación de camiones de extracción o CAEX. Nadie dijo que sería sencillo.
“Fue algo difícil, éramos las primeras mujeres que entrábamos a la mina a operar camiones de
extracción, pero con el apoyo de todos mis compañeros pudimos seguir adelante”, recuerda
Macarena, sin imaginar en ese momento que la gran experiencia a bordo de un CAEX la impulsaría
a cumplir nuevos desafíos como el operar una pala de carguío.

“Se aprende día a día, son condiciones diferentes a la hora de operar: viento, neblina, polvo, lluvia
entre otras”, cuenta ´la Maca´, quien también cuenta como anécdota que fue la primera mujer en
integrar el Comité Paritario de la mina. De una u otra manera ha tenido un rol protagónico en la
faena de Los Pelambres para abrir oportunidades a otras mujeres y vencer paradigmas propios de
la minería de esos años.
“Hubo muchos logros con el equipo que teníamos, y ahora estoy aquí en el equipo de carguío. Inicié
hace un año y algo esta etapa formativa y me siento muy feliz por ser la primera mujer, y romper
paradigmas para que mis compañeras que están ahora puedan también ingresar al equipo”,
destacó la vileña. Además, resaltó que “me parece bien que estén incluyendo a la par, hombres con
mujeres, que nos den la oportunidad acá en los equipos y demostrar como mujeres que podemos
hacer el trabajo al igual que nuestros compañeros”.
La nueva operadora de pala tiene en el centro de su motivación y esfuerzo a su familia compuesta
por sus padres, tres hermanos e Ignacia, su hija de 16 años. Cada uno de ellos ha acompañado con
orgullo una historia que en 12 años suma momentos que han sido buenos y otros no tanto.
“La lloré toda aquí. Es difícil. Hay cosas que cuestan. Siempre esto es mirado como un trabajo de
hombre. Y cuando me dijeron a mí que venía yo dije ¿Cómo? Cuando ingresé, no sabía nada de
minería. Con el tiempo me fue gustando el camión y mientras avanzaban los años dije quiero
operar esa pala, yo voy a llegar a operar esa pala. Estoy cumpliendo un sueño, lo hice realidad.
Estoy muy contenta de estar acá, ya lo he logrado”, puntualizó Macarena antes de retomar sus
nuevas funciones a bordo de un gigante de la minería que de seguro verá llegar a más mujeres.

Print Friendly, PDF & Email